últimoCero
 
Lazo blanco por la igualdad y contra la violencia machista en la Plaza de la Universidad. Foto: últimoCero
Lazo blanco por la igualdad y contra la violencia machista en la Plaza de la Universidad. Foto: últimoCero

Círculo contra la violencia machista

La nueva masculinidad contribuye a superar los roles y las identidades de género
últimoCero
Valladolid

Desde el borde de un círculo todas las distancias al centro son iguales. Por eso hoy, en la plaza de la Universidad, unas decenas de hombres -y mujeres- han realizado una rueda -la tercera en Valladolid- a favor de la igualdad y en contra de la violencia machista.

A pesar del modelo tradicional masculino y del desconcierto que pueda crear su cuestionamiento, el Movimiento de Hombres por la Igualdad, avanza. Es evidente que hay dificultades para que los hombres se adapten a la igualdad. Y, desde luego, no basta con el silencio; la convocatoria decía: "El silencio nos hace cómplices".

En la sede de la Federación de Asociaciones Vecinales se proyectó un vídeo, dirigido por María Luisa León, que recoge imágenes del círculo del pasado año (21 de octubre de 2012) y manifestaciones de  varios hombres de Valladolid, en un debate abierto moderado por Pablo Gerbolés, quien resumió lo tratado: "Sentimientos: los hombres tienen derecho a los sentimientos y a su expresión en público. Familia: el derecho y el deber de los hombres al disfrute de los hijos e hijas. Trabajo: no hay una capacidad de trabajo dependiente del sexo". 

Tras el vídeo, concebido por ASIES (Asociación en Igualdad es Sociedad) como "una herramienta para abrir el debate sobre la nueva masculinidad en oposición al machismo",  tuvo lugar otro debate con la presencia de la mayoría de los participantes en la grabación, que,  a las 20.30 horas, en la plaza de la Universidad formaron con otras personas un nuevo círculo para apostar por la igualdad, "porque la violencia no puede ser un problema de las víctimas que la sufren, sino que es una cuestión que afecta a toda la sociedad".

A la luz de las velas, y tras la lectura del manifiesto, las mujeres presentes se sumaron al círculo de los hombres alrededor de un gran lazo de color blanco. El resultado final fue un círculo de personas, a la vera de Miguel de Cervantes (y del gigante Sagrado Corazón catedralicio).

La Asociación de Hombres por la Igualdad de Género (AHIGE), según planteó en su comparecencia ante el Parlamento de Andalucía en abril de 2005,  tiene "por objetivo último una sociedad en la que se hayan superado los roles y las identidades de género. Una sociedad en la que ya no habláramos de modelos masculino y femeninos, sino de personas. No obstante, para llegar a esa situación ideal, aún queda mucho y que, en estos momentos, el objetivo ha de ser cambiar el modelo de masculinidad, basado en la idea de poder, fuerza, superioridad, competitividad, agresividad, por otro basado en valores como la igualdad, el respeto y la solidaridad".

 

Bodegas Hiriart - Cigales

 

Formulario de búsqueda

 
Presentación | El equipo | Videos de Apoyo | Suscríbete | Contacta