últimoCero
 
Bernhard Müller frente a varios de sus prototipos de cocina solar. Foto: L. Fraile
Bernhard Müller junto a varios de sus prototipos de cocina solar. Foto: L. Fraile

Cocinas solares, clubs de lectura y una Escuela de Bienestar

Azacán continúa este mes con su programa de actividades, en el que se incluyen un taller sobre culturas indígenas y la presentación de un Laboratorio de no violencia
Laura Fraile
Valladolid

El experto en cocinas solares Bernhard Müller visitó este lunes Valladolid para presentar en Azacán varios de los prototipos que ha inventado en estos últimos años, todos ellos elaborados con materiales como placas de aluminio de las que se usan como aislante térmico, cartón o tarros de cristal. Estos prototipos le sirvieron de apoyo para su charla, que fue organizada por el nodo local de Resistencia Solar, una organización que está integrada en la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético.

Bernhard, que fue gerente de Investigación y Desarrollo dentro de la empresa alemana Mueller Solartechnik hasta su jubilación, es miembro fundador de la Red Internacional de Cocinas Solares. Actualmente ejerce como coordinador europeo de NAREWAMA (Natural Resources and Waste Management Alliance), una ONG con sede en Nairobi que fue fundada por la kenyata Faustine Odaba. Esta organización se encarga de elaborar cocinas solares y de llevarlas hasta las comunidades rurales para que puedan ser usadas por su población.

Una de las principales ventajas de estas cocinas solares, según contó ayer Bernhard, es que evitan la dependencia de otras fuentes de energía como el carbón o la madera. También ayudan a frenar la deforestación y a reducir las emisiones de CO2. Dependiendo de la temperatura alcanzada, estas cocinas pueden pasteurizar agua o llegar a cocinar todo tipo de alimentos aprovechando la radiación solar.

Bernhard, que también ha llevado sus prototipos de cocinas solares a otros países como Guatemala, Colombia, Chile, Argentina, Brasil, India o Uzbekistán, ha escrito varios libros sobre este tema: `The Parabola´ (2011), `The Solar Cook Handbook´ (2013) y `The Microgasifiers´ (2013).

Aprovechando su estancia en Valladolid, este lunes Bernhard visitó el colegio Fray Luis de León para hacer un taller de cocinas solares con su alumnado. El próximo 22 y 23 de enero Bernhard participará en Consolfood, una conferencia internacional sobre cocinas solares que se celebrará en la localidad portuguesa de Faro en la que participarán expertos de otros países como India, Vietnam, Chile, Argentina, Venezuela, EE.UU., Bélgica o España.

La charla de Bernhard se realizó en Azacán (c/ Carmelo, 3), un espacio dedicado al comercio justo situado en el barrio de las Delicias en el que a lo largo de este mes se programarán varias actividades más. Este viernes a las 17:30 horas de la tarde se impartirá el taller `Semillas de conciencia colectiva´, una actividad destinada a niños de 6 a 12 años que ofrecerá un acercamiento a las culturas indígenas a través de la pintura. El taller será gratuito, aunque para poder participar hay que inscribirse llamando al teléfono 983 222 967. Este mismo viernes a las 18:30 horas de la tarde habrá una nueva sesión del club de cine en la que se debatirá sobre `Wilaya´, una película de Pedro Pérez Rosado. Una hora más tarde se presentará allí el Laboratorio de no violencia, un espacio de encuentro encaminado a compartir herramientas de comunicación y resolución de conflictos.

Azacán también acoge varias actividades fijas que tienen una periodicidad mensual. El primer viernes de cada mes se realiza allí un club de lectura. El segundo viernes se imparten charlas y talleres dentro de su Escuela de Bienestar, en la que ya han dedicado sesiones a temas como el consumo responsable o el automasaje. La siguiente sesión de esta Escuela será el 12 de febrero y en ella se abordarán las nuevas masculinidades. El tercer viernes de cada mes, su programación continúa con un taller de animación a la lectura destinado a jóvenes de 9 a 15 años (cada sesión comienza a las 18 horas de la tarde y no requiere de inscripción).

Aparte de organizar estas actividades, Azacán tiene una línea de trabajo destinada a proyectos de cooperación internacional para el desarrollo para crear bibliotecas. En estos últimos quince años este proyecto les ha permitido donar alrededor de 100.000 libros que se han repartido entre países como Honduras, Bolivia, Perú, Costa de Marfil o Perú. En este momento disponen de 21.000 libros clasificados y almacenados para su envío, aunque aún no han decidido adónde irán destinados.

Más información:

Los horarios de apertura de Azacán son de 9:30 a 14:15 y de 17 a 21 horas de lunes a viernes y de 10 a 14 horas los sábados.

 

Bodegas Hiriart - Cigales

 

Formulario de búsqueda

 
Presentación | El equipo | Videos de Apoyo | Suscríbete | Contacta