últimoCero
 
Manuel Alonso, micrófono en mano, durante el acto. Foto: Pepe Lobato
Manuel Alonso, micrófono en mano, durante el acto. Foto: Pepe Lobato

Frente común de desempleados a favor de repartir el trabajo

Diversos colectivos reconocen la lucha desarrollada por Parados en Movimiento en sus tres años de lucha
últimoCero
Valladolid

Parados en Movimiento de Valladolid recibe en el tercer aniversario de su constitución el respaldo de colectivos de desempleados de difrentes provincias y Comunidades autónomas: Extremadura, Asturias, Burgos...  "Hemos hecho lo que hemos podido; no sé si bien o mal", dijo Miguel Luis García en un acto celebrado en el Centro Cívico de Pilarica, decorado con cartelería del movimiento y donde la proyección de un vídeo recoge la breve pero intensa historia de los parados vallisoletanos organizados.

Manuel Alonso, de la Asamblea de Parados de Burgos y número uno de Unidad Popular en las elecciones del 20 D, destacó la labor reealizada desde Valladolid para crear un tejido en Castilla y León. "Habéis sido una referencia para todos nosotros. Habéis hecho un camino y entre todos hemos intentado unificar a los parados de la Comunidad, mientras ellos intentaban dividirnos", afirmó Alonso, que planteó la única alternativa que a su juicio queda: "Repartir el trabajo. Todos tenemos derecho a trabajar".

Tras lamentar el papel de las organizaciones sindicales, expresar el miedo ante el TTIP, rechazar el cambio del artículo 135 de la Constitución, animar al cambio en la calle... Manuel Alonso lanzó un llamamiento a la unidad: "Las cosas hay que hacerlas entre todos. O nos juntamos o no tenemos nada que hacer".

Manuel Cañada, de los Campamentos de la Dignidad de Mérida, fue presentado por el presidente de Parados en Movimiento como "referente de la lucha social. Mi maestro". "Es un líder, no va delante ni detrás, va a tu lado", dijo Miguel Luis, que comentó los 180.000 euros en multas que acumula Cañada.

"Si hay mucho que celebrar. La rabia y la dignidad hay que celebrarlas. Cuando la gente se pone de pie y levanta la cabeza es para celebrarlo. Hemos conseguido, estamos consiguiendo, que el pueblo vuelva a existir", expresó el activista social extremeño en respuesta a Miguel Luis que había dudado si el aniversario de Parados en Movimiento era motivo de celebración.

"Estamos en un momento clave, se palpa el cambio. Si ese cambio se da no lo va a traer Alberto Garzón, Pablo Iglesias, Iñigo Errejón... aunque hayan contribuido. Si llega el cambio es porque hay mucha gente como Miguel, Adolfo, Manuel... el pueblo, que ha sido capaz de construir algo inédito desde el 78: poder popular", dijo Cañada que subrayó la necesidad de crear Comunidades de Lucha. "Sin ellas", añadió, "no hay cambio".

Manuel Cañada comentó que "el paro cuando mata, cuando hace enfermar a la gente y golpea a la familia, no distingue". También apostó por "el diálogo permanente entre la democracia representativa y la plebeya. Sin democracia plebeya, la democracia está muerta aunque estén los mejores en la representativa".

Tras expresar el orgullo por seguir expandiendo la organización, advirtió del peligro después del 20 D en caso de no darse el cambio: guerra, recortes, bajada de pensiones, etc., es el panórama esbozado por Cañada. "Para evitarlo hacen falta movimientos populares muy vivos", aseguró antes de pedir que en las elecciones "se vote bien". "Un trabajador que vota a los ladrones es cómplice de los ladrones", sentenció.

Con anterioridad a su discurso, intervinieron, entre otros, el asturiano Miguel Ángel Fernández, que en enero presentó en el Ateneo Republicano de Valladolid su libro sobre la Marcha de la Dignidad. "Dignidad medida en kilómetros: 485,2 kilómetros, distancia entre Langreo y Madrid". Fernández analizó la situación del país real y desmontó las mentiras del Gobierno del PP y Mariano Rajoy, sobre la recuperación de la economía, "salvo la cuenta de beneficios de las empresas del IBEX".

"Hay que seguir en la pelea independientemente que cambie el régimen. Nos quieren preparar la de Grecia. El poder lo tienen ellos. Todos lo que vivimos de nuestro trabajo tenemos que luchar juntos", concluyó Fernández.

Jesús, de Almendralejo, y Paco, de Mérida, aportaron su voz y experiencia de lucha social en Extremadura.  "En la iglesia de Guadalupe, de Cáceres, estamos encerrados desde el día 4. El próximo día 18 saldremos en manifestación...Hay que unirese y salir a la calle. El único camino es la lucha", dijeron.

El presidente de Parados en Movimiento, Miguel Luis, cerró el acto también con una llamada a la unidad: "El enemigo lo quiere todo. Necesitamos a todos. El deber es de todos. ¡A por ellos!".

A continuación, las personas -entre ellas representantes de varios partidos pollíticos- que llenaban el salón de actos del Centro Cívico Pilarica se desplazaron hasta la sede de Parados en Movimiento, en la calle Puente de la Reina, 22, donde se compartió un vinito castellano.

 

Bodegas Hiriart - Cigales

 

Formulario de búsqueda

 
Presentación | El equipo | Videos de Apoyo | Suscríbete | Contacta