últimoCero
 
Los líderes del PSOE de Valladolid, Óscar Puente y Javier Izquierdo.
Los líderes del PSOE de Valladolid, Óscar Puente y Javier Izquierdo.

La acción social municipal comienza con mal pie la Navidad

El PSOE, preocupado por la reducción de un tercio de la plantilla del albergue municipal y por el abandono de la adjudicataria del comedor social
últimoCero
Valladolid

Si el movimiento se demuestra andando, la apuesta del equipo de Gobierno Municipal del PP por los servicios sociales se padece día a día. Así lo pone de manifiesto la situación planteada en el albergue y el comedor social del Ayuntamiento de Valladolid, que afrontan un complicado comienzo de año, el primero con dos trabajadores menos y el segundo, a causa del abandono de la empresa Aramark Servicios de Catering S.L., que ha anunciado su renuncia a seguir prestando el servicio por motivos económicos.

El Grupo Municipal Socialista muestra su preocupación por el recorte en el albergue, que prescindirá de dos de sus seis trabajadores para atender ese espacio de acogida con capacidad para 64 personas.

La concejala socialista Rafaela Romero, considera que “cuatro personas no serán capaces de atender a todos los turnos ni absorber el trabajo que se genera en los momentos de más afluencia, a partir de las 10 de la noche, a pesar de que la concejala de Bienestar Social afirme que ahora hay menos trabajo al haberse dejado de prestar algunos servicios que se ofrecían”.

Romero entiende que “lo ajustadísimo de los presupuestos que el Ayuntamiento maneja para estos servicios especialmente delicados y básicos en un Estado de Bienestar provoca que las empresas adjudicatarias se encuentren ante la disyuntiva de prescindir de gastos –lo que disminuye la calidad de los servicios que prestan-, o bien abandonar, definitivamente, al comprobar que no les salen las cuentas”, como es el caso de Aramark.

La adjudicataria del servicio de restauración del comedor social ha comunicado al Ayuntamiento que renuncia a prestarlo a partir del 1 de enero, lo que ha supuesto la convocatoria con urgencia, mediante procedimiento abierto, del concurso para adjudicarlo de nuevo.

Los socialistas temen que las prisas por encajar ese servicio a tiempo obliguen a relajar la vigilancia del respeto de unos mínimos de calidad, asumiendo ofertas temerarias muy a la baja que finalmente concluyen con abandonos o prestación de los servicios a medio gas.  Romero advierte de que el Pliego parte de unas condiciones económicas muy similares a las del año anterior, cuando se adjudicó el servicio a Aramark: 299.000 euros, sólo 19.000 más de los 280.000 que se comprometieron como gasto para 2013.

La concejala recuerda, además, que en aquella adjudicación, la oferta de Aramark, que finalmente fue la que se llevó el contrato, era la de menor cuantía: 18.161 euros al mes frente a los 19.369 de la oferta económica de SCAS, por ejemplo.

Romero reclama, una vez más, que el Ayuntamiento “no escatime esfuerzos en el sostenimiento de estos servicios y valore las condiciones de las ofertas más allá del simple montante económico”.

 

Bodegas Hiriart - Cigales

 

Formulario de búsqueda

 
Presentación | El equipo | Videos de Apoyo | Suscríbete | Contacta