últimoCero
 
Biblioteca popular Juan B. Alberdi. Foto: Lila Insúa
Biblioteca popular Juan B. Alberdi. Foto: Lila Insúa

Las bibliotecas populares de Argentina llegan a Monzón de Campos

Esta localidad palentina asistirá este lunes al estreno mundial del documental `CIVILES. Bibliotecas habladas´, que se presentará dentro del festival `La cabra se echa al monte´, un evento cultural que se extenderá hasta el 8 de septiembre
Laura Fraile
Monzón de Campos (Palencia)

Lila Insúa e Ignacio Plaza han elegido la localidad palentina de Monzón de Campos para presentar por primera vez un documental en el que han estado trabajando durante cinco años y en el que ambos han recogido la experiencia de las bibliotecas populares de Argentina. Según cuenta Lila, su abuelo fue el fundador de la Biblioteca Popular José Ingenieros de Zárate, localidad situada en la provincia de Buenos Aires. Sus padres trabajaron en ella durante un tiempo, pero luego tuvieron que trasladarse a España. “Trabajar en Cultura en aquellos años significaba estar señalado políticamente”, explica al respecto.

Este vínculo familiar con esta experiencia acabó derivando en un interés en documentar un proceso que aún sigue en pie y que cuenta actualmente con más de mil bibliotecas populares en Argentina. Así describe la propia Lila el origen de esta iniciativa ciudadana: “Las bibliotecas populares son asociaciones civiles formadas por ciudadanos que se autoconvocan. La experiencia proviene de 1830, año en el que salió la Ley Sarmiento, con la que se favoreció la creación de estas asociaciones. El interés de estas bibliotecas populares está en que se trata de iniciativas que nacen de los propios ciudadanos y no del Estado, como ocurre con las bibliotecas públicas. Además, las bibliotecas populares van más allá de ser contenedores de libros, ya que son espacios donde se generan actividades de teatro, enseñanza, conciertos, grupos de debate y de lectura… A veces son los únicos espacios culturales existentes en algunas ciudades o pueblos”.

El documental, según cuenta la propia Lila, parte de un viaje que ella e Ignacio hicieron a Argentina para conocer esta iniciativa. Allí aprovecharon para realizar una serie de entrevistas a las personas que gestionan estos espacios, las cuales aparecen en este trabajo audiovisual compartiendo anécdotas sobre la manera en que fundaron estas bibliotecas populares o sobre su modo de gestionar los recursos de los que disponían para afrontar el día a día. Para ello recorrieron 5000 kilómetros, partiendo de Buenos Aires para continuar hacia el norte del país. Durante el proceso de rodaje, Lila e Ignacio visitaron todo tipo de bibliotecas populares, desde las que tenían un formato clásico que las proveía de armarios y estanterías en perfectas condiciones a las que se crearon en el garaje de una casa, pasando también desde las que habían nacido hacía apenas cinco años a las que se generaron hace un siglo.

En todo este tiempo han acumulado muchos aprendizajes. Así lo cuenta Lila: “Es significativo lo que se puede sacar ahora de esta experiencia en época de crisis. Estas bibliotecas nos enseñan cómo reaccionar y proponer actividades frente a la paralización o el exilio. Se trata de proponer cosas sin dejar de ser combativos, planteando la resistencia desde la actividad”.

Interior de la biblioteca popular Mariano Moreno. Foto: Lila Insúa

Interior de la biblioteca popular Mariano Moreno. Foto: Lila Insúa

Lila es artista visual y forma parte de la asociación Liquidación Total, una iniciativa situada en el barrio madrileño de Malasaña que cuenta con un espacio donde se hacen exposiciones y talleres. Según afirma, otro de los motivos que la impulsaron a hacer este documental, aparte de su vínculo familiar con la experiencia, fue el de querer conocer en profundidad esta manera de organizarse. “Me interesaba ver cómo se hace esto en otros campos de la Cultura y en un país como Argentina. Podemos encontrar muchas enseñanzas de esos modelos de espacios independientes”, señala al respecto.

Éste ha sido su primer documental, aunque Ignacio Plaza, codirector de este trabajo, ya había realizado previamente otras obras dentro del género, como por ejemplo el documental `Lo que perdimos´, centrado en los republicanos represaliados durante la dictadura franquista. Asimismo, Lila participó hace un par de años en un proyecto de procesos participativos realizado en México. “Consistió en una serie de entrevistas efectuadas a organizaciones autoconvocadas de la Ciudad de México, un lugar donde estuve tres meses. Durante ese tiempo estuve trabajando con la organización Faros, que tiene un modelo de espacios culturales en barrios deprimidos, algunos de los cuales se pueden llegar a situar a dos horas y media del centro de la ciudad. Uno de estos espacios, llamado Faro de Oriente, se realizó en un edificio destinado a la municipalidad y fue recuperado para hacer un espacio de arte, talleres y actividades de enseñanza. A partir de ahí se fueron generando otros faros, unas iniciativas que partieron del gobierno pero de los que los ciudadanos han acabado haciendo un espacio propio”.

Ignacio y Lila han elegido la localidad palentina de Monzón de Campos para el estreno mundial de `CIVILES. Bibliotecas habladas´. “Hemos decidido estrenarlo allí porque la idea del festival tiene mucha relación con nuestro documental. El cuestionamiento sobre qué es el margen, qué es el centro o cuáles son las corrientes dominantes es un cuestionamiento compartido con ellos y que a la vez subyace en este documental”, añade Lila. Tras su proyección en Monzón de Campos, prevista para este lunes a las 20 horas en su Centro Cultural, tienen intención de presentarlo en otros lugares. “Estamos pendientes de presentarlo en el Festival Fisuras Fílmicas de Murcia y en el Ateneo Obrero de Villaviciosa. Queremos moverlo por iniciativas ciudadanas, librerías, espacios de arte… En un futuro lo subiremos a Internet y contará con licencia Creative Commons. Lo importante es que se vea, pero también establecer debates para ver qué puede generar ese visionado”, concluye Lila.

El festival `La cabra se echa al monte´ continuará al día siguiente con la proyección de dos documentales más, ambos de Lorenzo Soler. El primero de ellos será `El viaje de los libros´, un trabajo realizado por este director hace dos años que busca rendir homenaje a todos los bibliobuses que recorren los pueblos donde no hay bibliotecas. “Son bibliobuses que pueden llevar hasta 2000 libros para facilitar el acceso a la cultura en pueblos pequeños o apartados en medio de la montaña. El documental que presentaré este martes está centrado en un bibliobús de la provincia de Soria, que es donde vivo. Para hacerlo he hecho su recorrido dentro del autobús, donde he aprovechado para grabar a la gente que cogía los libros, a la bibliotecaria encargada de aconsejar sobre las lecturas... Este bibliobús hace un recorrido por una quincena de pueblos y ha conseguido despertar una enorme vocación por la lectura a gente que no tenía más instrucción que la educación primaria, porque a los catorce años tuvo que irse a trabajar al campo. Mucha de esta gente sintió el amor por la lectura al jubilarse. Estos bibliobuses, para ellos, son una forma de escapar del aislamiento, el frío y la nieve”, explica su director.

El segundo trabajo que Lorenzo tiene previsto presentar durante el festival es `El poso de los días´. “Es un trabajo experimental formado por piezas cortas. La más larga dura tres minutos y la más corta veinte segundos. Son falsos documentales en los que ofrezco tomas de diferentes temas como una fotografía de colegio de unos niños, un pájaro en una jaula o una estación de ferrocarril abandonada. Es un trabajo muy visual en el que he querido crear una realidad distinta de lo que son las imágenes”, continúa Lorenzo.

Este director, que acumula más de un centenar de trabajos audiovisuales repartidos entre documentales, obras de carácter experimental y películas, está rodando un documental sobre la atención de personas con alzheimer, demencia senil, personas accidentadas y con discapacidad. “El documental, que se titulará Contra nosotros, busca hablar de la gente que necesita a alguien a su lado para que la cuide durante las veinticuatro horas del día. También se refiere a los recortes que se están produciendo desde el Ministerio. Mi protesta contra esto será este documental, que estará listo para noviembre o diciembre”, concluye Lorenzo.

Fotografía de uno de los miembros de estas bibliotecas populares. Foto: Lila Insúa

Fotografía de uno de los miembros de estas bibliotecas populares. Foto: Lila Insúa

A lo largo de la semana están previstas dos actividades más, que se realizarán también en el Centro Cultural de Monzón de Campos. Una de ellas será la charla `LOMCE: ¿Qué pasará con la educación en el medio rural?´, que será impartida por Mª de la Calle Alonso y José Emiliano Ibáñez, ambos integrantes del Concejo Educativo de Castilla y León. La otra será un debate sobre `La cultura contemporánea en el medio/territorio rural: ¿posible, necesaria?´, actividad en la que participarán José Luis Viñas (artista plástico), Melitón López Martín (miembro del proyecto de Amayuelas), Héctor Castrillejo (fundador de El Naan y de la Universidad Paulo Freire del Cerrato) y María Manrique Gil (integrante de la Asociación Cultural Astudillana, OCA). Tanto la charla (prevista para el miércoles) como el debate (para el jueves) tendrán lugar a las 20 horas de la tarde.

Una vez terminadas estas actividades, durante los días 6, 7 y 8 de septiembre el festival continuará con una serie de propuestas artísticas en la localidad, también organizadas por el proyecto La cabra se echa al monte. El viernes se inaugurará con un “chupinazo cabra” previsto para las 19 horas en la Plaza Mayor que proseguirá con una procesión-deriva por las acciones `Mercado de abrazos´, `Conocer es amar´, `Improvisaciones para cuerda y alma´, `Corazón de barro´ y `Encuentros al compás´. El sábado, también a las 19 horas, se convocará a los asistentes en el exterior del Colegio Público Padre Honorato del Val para una segunda procesión-deriva por las acciones `410 días´, `Guitarra de viento´, `Madeco 07.09.2013´, `Eterno abrirse´ y `Mon-son´. Tras la finalización de estas acciones artísticas, el proyecto La cabra se echa al monte tiene previsto continuar con nuevas actividades que sus integrantes irán difundiendo a través de su página web.

Plano de acciones artísticas del festival.

Plano de las acciones artísticas del festival `La cabra se echa al monte´, en Monzón de Campos.

NOTICIA RELACIONADA:

La cabra se echa al monte

 

Bodegas Hiriart - Cigales

 

Formulario de búsqueda

 
Presentación | El equipo | Videos de Apoyo | Suscríbete | Contacta