últimoCero
 
Imagen aérea de la localidad vallisoletana de Tudela de Duero. Foto: Google Maps
Imagen aérea de la localidad vallisoletana de Tudela de Duero. Foto: Google Maps

Los jueces siguen poniendo coto a los desmanes del ladrillo: anulan un nuevo área homogénea en Valladolid y el PGOU de Tudela

En el primer caso se contemplaban 9.000 viviendas "innecesarias" y en el segundo no se respetó el trámite de información pública
últimoCero
Valladolid

Los jueces han comenzado a poner coto a los 'desmanes del ladrillo' que alimentaron durante años la burbuja inmobiliaria que ahora ha explotado en las narices de los ciudadanos de a pie: el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León ha anulado un nuevo Área Homogénea ("Las Riberas de Valladolid" ) proyectada por el Ayuntamiento de Valladolid y ha convertido en papel mojado el PGOU de la localidad de Tudela de Duero.

Este nuevo varapalo judicial se suma a otros recientes en los que el mismo tribunal ha anulado otras dos áreas homogéneas de Valladolid.

En este caso, el tribunal "anula el acuerdo de la Comisión Territorial de Urbanismo de Valladolid sobre la zona 'Las Riberas de Valladolid' porque no se ha justificado que exista la necesidad de ampliar el suelo residencial y, especialmente, que sea necesaria la construcción de casi 9.000 nuevas viviendas".

Más grave parece la sentencia referida al PGOU de Tudela de Duero. Se anula "porque tras su aprobación inicial y sin que se sometiera a información pública, hay una alteración sustancial y global del plan en 5 aspectos esenciales y estructurales": Se incrementó sensiblemente el suelo urbanizable (de 39 a 43 sectores) se aumentó el número de viviendas (de 9.835 a 14.110) y de habitantes (de 37.741 a 50.566) previstos, se cambiaron los sistemas generales de espacios libres y equipamiento, también se varió el porcentaje de viviendas con algún tipo de protección pública y, por último, también hubo modificaciones en el aprovechamiento lucrativo máximo en suelo urbano. Todo un rosario de irregularidades ahora desveladas por el TSJ.

En la sentencia referida a Valladolid, Ecologistas en Acción recuerda, a través de una nota de prensa, que el acuerdo de la Comisión Territorial de Urbanismo de Valladolid de 18 de septiembre 2009, fue adoptado “in extremis” por este órgano de la Junta de Castilla y León el último día con vigencia de la antigua Ley de Urbanismo, para intentar evitar que dicho Plan Parcial tuviera que justificar su necesidad e idoneidad con arreglo a la nueva normativa urbanística estatal y autonómica.

"Ese mismo día, en una jornada frenética de actividad inmobiliaria, se aprobaron las también anuladas judicialmente Normas Urbanísticas Municipales de Mucientes, con capacidad para 6.800 nuevas viviendas, y las casi 16.000 viviendas previstas en el Plan Parcial del Área Homogénea 1 de Valladolid, la única área homogénea aprobada pendiente de sentencia judicial. Un mes más tarde, la misma Comisión autorizaba también ilegalmente las 14.000 nuevas viviendas del Plan General de Ordenación Urbana de Tudela de Duero, cuya anulación judicial se ha conocido en el día de hoy", explican los ecologistas.

Al igual que en las sentencias anteriores sobre las Áreas Homogéneas 5 y 11, la Sala entiende que “no se ha justificado en absoluto la conveniencia de desarrollar el sector o la conveniencia de la transformación urbanística de los terrenos y más en particular que no se ha justificado que exista en Valladolid la necesidad de ampliar el suelo con destino residencial y especialmente que sea necesaria la construcción de casi nueve mil viviendas más”. En opinión de los ecologistas, un "argumento de legalidad y puro sentido común".

Hay que anotar que el Área Homogénea 7 “Las Riberas”, como su propio nombre indica, se delimitó sobre terrenos de alto valor ecológico y paisajístico, en el exterior de la ronda de circunvalación sur de Valladolid, en una parte de la vega del río Pisuerga surcada por acequias y con productivas explotaciones agrícolas de regadío, hoy parcialmente abandonadas como consecuencia de la especulación inmobiliaria. En la actualidad, no se ha comenzado obra alguna de urbanización en esta área homogénea ni en ninguna de las restantes, apunta Ecologistas en Acción.

Por todo ello, Ecologistas en Acción pide al Ayuntamiento de Valladolid y a la Junta de Castilla y León que pasen página de la etapa del urbanismo salvaje y “a la carta” derivado de la antigua Ley de Urbanismo y del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de 2003.

En su opinión, la revisión en curso del PGOU debería proceder a la reclasificación de las Áreas Homogéneas como suelo rústico, concentrando en la ciudad existente las actuaciones que se prevean, siempre con prioridad a la cada día más necesaria rehabilitación de los barrios.

últimoCero

 

Bodegas Hiriart - Cigales

 

Formulario de búsqueda

 
Presentación | El equipo | Videos de Apoyo | Suscríbete | Contacta