últimoCero
 
Una de las camisetas que empezarán a lucir los trabajadores de la televisión privada.
Una de las camisetas que empezarán a lucir los trabajadores de la televisión privada.

Movilizaciones “por un sueldo digno” en la tele del imputado Ulibarri y Méndez Pozo

La empresa bloquea la negociación del convenio y pretende condicionar los incrementos ya comprometidos al resultado de un juicio por impago de IVA
últimoCero
Valladolid

Los trabajadores de la televisión privada del imputado en la trama Gürtel, José Luis Ulibarri y Antonio Miguel Méndez Pozo (condenado en el caso de la Construcción de Burgos) comenzarán mañana a protagonizar concentraciones a puntuales las puertas de sus centros de trabajo para exigir “un sueldo digno”.

Los presidentes del Grupo Promecal y Edigrup Media, propietarios de la televisión que cada año recibe aportaciones millonarias en forma de ayudas directas de la Junta de Castilla y León (18 millones sólo en el año 2015), al margen de los distintos contratos publicitarios con la administración regional y otras instituciones, mantienen bloqueada la negociación del convenio colectivo y pretenden condicionar subidas salariales ya comprometidas al resultado final del contencioso que Promecal tiene pendiente por impago de IVA.

Fuentes de la plantilla de la televisión privada han explicado a últimoCero que están sin convenio colectivo desde diciembre de 2014 y que ahora la empresa ofrece una ridícula oferta teniendo en cuenta que llevan con el mismo salario desde 2011 y soportan unas condiciones precarias. El sueldo medio neto en las televisiones locales del grupo, según las mismas fuentes, oscila entre los 900 y los 970 euros al mes.

Durante la negociación del convenio colectivo que expiró en diciembre de 2014 (vigente en 2015 gracias a una cláusula de ultra actividad indefinida) los trabajadores pactaron con la empresa una subida de 280 euros por trabajador en un periodo de tres años. Sin embargo, la denuncia por impago de IVA, forzó una nueva negociación en la que los trabajadores, a cambio del mantenimiento del empleo, pactaron posponer su cobro. La empresa no cumplió con su parte del trato (en los últimos años se han producido 38 despidos) y ahora, en la nueva negociación que mantiene bloqueada, condiciona ese pago correspondiente a los años 2012, 2013 y 2014 a que la sentencia sobre el impago del IVA sea favorable.

La oferta de la empresa no contempla subida retroactiva alguna para 2015 y sólo incrementos del 1,5% para el presente ejercicio y del 1% para 2017.

El pasado viernes día 11 de Marzo de 2016, la plantilla y los sindicatos UGT, CCOO y CSIF mantuvieron  una reunión en el SERLA, de conformidad a lo dispuesto en el artículo 19 del III Acuerdo interprofesional sobre Procedimientos de Solución Autónoma de Conflictos Laborales en Castilla y león. Se trató una conciliación-mediación frente a la Asociación de Empresas de Televisión de Castilla y León, aunque finalmente no hubo acuerdo.

Ante esta situación, los trabajadores han decidido convocar, a partir de mañana, paros puntuales de 10 minutos frente a la sede de todos los centros de trabajo en la nueve provincias de Castilla y León. Si no se alcanza un acuerdo, las movilizaciones continuarán hasta el día 23 de abril, Día de Castilla y León, con una concentración de los trabajadores en Villalar de los Comuneros. El  día 20 está previsto un paro de dos horas.

Los trabajadores, que llevan año reivindicando mejoras retributivas dada la escasa cuantía de sus nóminas, han decidido comenzar a lucir camisetas con la leyenda: “Trabajadores de RTVCyL por un sueldo digno”.

Noticias relacionadas:

18 millones de ayuda directa de la Junta para la TV de Méndez Pozo y el imputado Ulibarri

 

Bodegas Hiriart - Cigales

 

Formulario de búsqueda

 
Presentación | El equipo | Videos de Apoyo | Suscríbete | Contacta